2909camarasseguridadprueba

Recientemente se han publicado en esta red casos de reclamaciones de trabajadores ante empresa por presuntos robos o situaciones denunciables de trabajadores en sus puestos de trabajo.

En algunas ocasiones me he encontrado que el propio Juez admite la prueba de una grabación de cámara al trabajador, en la que se descubre la retirada de dinero en el centro de trabajo, a pesar de no haber informado al trabajador de la instalación de cámaras y la última vez, nos encontramos que el Juez indicó que el despido llevado a cabo por la empresa no fue correcto, y que por ende debía de readmitir al trabajador dado que la empresa no instaló ningún cartel que avisase de la instalación de dichas cámaras de seguridad.

Ante el posible desconcierto que podemos tener ante este tipo de situaciones, os voy a indicar de forma expresa lo que establece la Ley Orgánica de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales , remitiendo a lo que establece su artículo 22.4 :

El deber de información previsto en el artículo 12 del Reglamento U.E. (2016/679, queda cumplido mediante la instalación de un dispositivo, cartel, en lugar suficientemente visible identificando, al menos, la existencia del tratamiento, la identidad del responsable y la posibilidad de ejercer sus derechos con indicación expresa de ante quien se hará la misma”. Así pues no es válida la simple instalación, aunque hubiese carteles en lugares como cuartos de baño o lugares donde se cambien de ropa.

Queda confirmado por el artículo 89, de que los empleadores tienen que informar con carácter previo y de forma expresa, clara y concisa a los trabajadores, empleados públicos y en su caso a los representantes legales acerca de la instalación de las cámaras.

Enrique (Peritoprotecciondedatos.eu) Gutiérrez | LinkedIn